¿Qué es más rentable: invertir en bolsa o en oro?

 

Si una persona hubiese invertido en bolsa en enero de 2016, hoy tendría la misma cantidad de dinero. El beneficio habría sido cero. Habría pasado medio año sin obtener ninguna rentabilidad en sus ahorros. Sin embargo, si esa misma persona hubiese invertido su dinero en oro de inversión habría obtenido, en tan solo medio año, una rentabilidad superior al 20%.Imagen 1

Gráfico elaborado por BullionVault que muestra la evolución del precio del oro en 2016

Imagen 2pngGráfico elaborado por Ibex  que muestra la evolución del Ibex en 2016

En cuanto a la inversión se refiere, un transcurso de miedo año no conlleva grandes cambios. Veremos el mismo supuesto en 15 años:

Es recomendable recordar que, en términos económicos, 15 años es mucho tiempo. Tanto es así, que hace 15 años no existía el euro y quién sabe si existirá dentro de otros tantos años. Sin embargo, si es sabido que hace 15 años ya existía el oro y seguro que dentro de otros 15 años, sigue existiendo y siendo igual de valioso y escaso.

El crecimiento -en esos 15 años- del Ibex fue de 4,6% anual de media. En cambio,  en el mismo periodo de tiempo, con el oro pasa lo siguiente: también comparte ese número de 4,6 pero con crecimiento geométrico. No es que crezca un 4,6, ¡es que se multiplica su precio por 4,6!. Pasa de valer poco más de 8.000$ el kilogramo en 2001, a  valer 39.000$ en 2016. Esto es un crecimiento del 460%, que corresponde a más de un 30% de rentabilidad media.

Muchos opinan que los bonos del estado son una excelente y segura inversión, siendo su rentabilidad media en este periodo tan solo del 5,4%. Es mejor no imaginarse qué hubiese pasado si España hubiese sido rescatada como pudo haber ocurrido.

Los más conservadores opinan que los fondos de pensiones son lo mejor y más seguro. Tal vez sean seguros, pero no son tan rentables. Su crecimiento medio en éste periodo fue de tan solo 1,58%.

Es digno de mención un dato poco conocido referente a la llamada hucha de las pensiones: no existe tal hucha. Ese dinero está invertido en bonos del estado, y estos. es obvio que son poco rentables y peligrosos ya que hasta un cambio político puede hacer que no sean bien recibidos en otros mercados con su correspondiente devaluación.

Los políticos requieren una atención especial, cuidadosa. Todos recordamos cuando nuestro presidente Zapatero y su ministro Solbes en 2007, decidieron que el oro no era una buena inversión. Así, vendieron un 32% de las reservas que había en el Banco de España. Como era de esperar, la venta fue tan pésima que, cuatro años después, el valor del oro se había duplicado. El desatino de nuestros políticos le costó al Estado una pérdida de 2.350 millones de euros. Los argumentos de nuestro Expresidente y Ministro no tienen desperdicio: “ el oro ya no es rentable y venderemos las reservas para comprar otros activos más rentables y fáciles de custodiar”. En cuanto a la rentabilidad, no hacen falta comentarios, y en cuanto a la custodia, es destacable que la cámara de seguridad de nuestro Banco de España -en Madrid- es famosa por estar considerada una de las más seguras del mundo.

Zapatero-Solbes-2dic13-641x330

Por otro lado, la bolsa es peligrosa incluso para los expertos. Podrían ponerse muchos ejemplos, algunos recientes como Bankia. Otro caso a tener en cuenta fue el de Terra (los llamados valores tecnológicos), que en 1999 cotizaba a 11€ la acción. Entró en enero del 2000 en el Ibex, llegando a cotizar a 157€ en ese mismo año. Sorprendentemente, en el 2005, tan solo 5 años después,  fue excluida de cotización a 2,75€.

La inversión en bolsa es compleja. Requiere una gran formación en muchos campos, no solo financieros, también industriales, ya que las empresas que la componen cubren todos los campos. A esta complejidad se suman los diferentes mercados internacionales con sus correspondientes divisas.

desastre-en-bolsa

Por lo tanto, ¿dónde debemos tener nuestro dinero?:

Éste es un tema vital.  Hasta los más prestigiosos bancos pueden desaparecer. Todos recordamos la caída de Lehman Brothers y podemos tener su homónimo europeo con el mayor banco alemán, el Deutsche Bank. Aún ampliando capital, sigue necesitando 12.300 millones de euros para cumplir con Brasilea III. Sin embargo, no termina aquí. La Agencia de Calificación S&P también ha bajado la calificación a Barclays y, ni Suiza se salva, ya que el tercer banco al que se le rebaja la calificación es Credit Suisse. Aquellos que llevan su dinero a Suiza, deberían informarse.

Sería tan grave para Europa que cayese el Deutsche Bank, que muchos prefieren ocultar el problema (ya que la rentabilidad ocupa el papel protagonista, es preciso recordar que la acción de este banco cotizaba en el 2007 a 100€ y hoy, nueve años después, a 13,40€). Aunque por otro lado, tal vez no falte en Europa dinero de los contribuyentes para seguir rescatando a bancos (si es que llega para todos).

Además, si los bancos -que dominan todos los datos de la economía- ofrecen simplemente un servicio de intermediación y cuentan con rescates estatales, se encuentran de tal manera, la conclusión es que tal vez la economía se encuentre peor de lo que nos cuentan.

Pese a los innumerables esfuerzos de los agentes que dominan la economía por manipular el precio del oro y mantenerlo, de forma antinatural, lo más bajo posible como hasta en sentencias judiciales quedó probado, no hay manera de que no siga siendo una excelente y segura forma de invertir nuestros ahorros.

Otra gran ventaja de invertir en oro de inversión es la sencillez. No requiere grandes conocimientos. Se compra, puede incluso ser guardado a buen recaudo por nosotros mismos y pasado un tiempo, simplemente valdrá más (nunca ocurrirá algo como el ejemplo de Terra). Desde que existen las primeras civilizaciones de la humanidad como las conocemos, el oro siempre ha tenido un gran valor por sus propiedades, sus características y valor de cambio.

Aún después de miles de años de civilización, algunos eruditos continúan debatiendo si el oro es una materia prima o una divisa. Tal vez a algunos les tome su vida resolver algo tan obvio como que el oro es ambas cosas a la vez, es una materia prima y una divisa (o la divisa mundial).

Hasta hace muy pocos años, nuestro dinero estaba respaldado por oro y funcionaba. Los estados se cuidaban mucho de ajustar su economía a sus reservas de oro. Desde que el dinero no se encuentra respaldado por el mismo, las inflaciones y deflaciones son la herramienta de la economía y la deuda la manera de crear el dinero. Nadie se ha parado a pensar: ¿cómo podemos estar todos tan endeudados?. Los estados están tan endeudados que muchos jamás serán capaces de pagar su deuda, las empresas están endeudadas y los ciudadanos a nivel particular también. Todos debemos muchos años de trabajo a unas sociedades llamadas bancos que, sin producir nada, poco a poco se adueñan de todo. No importa lo duro y cuanto trabajemos, siempre estaremos endeudados y, de no estarlo, el resultado sería el mismo: la inflación hará que nuestro dinero pierda, en gran medida, su valor.

¿Hasta qué punto puede ser un problema tener nuestro dinero en una divisa?

No hace falta recurrir a la Alemania del momento tras la Primera Guerra Mundial (que tuvo que pagar la indemnización a las naciones vencedoras), donde la inflación pasó, entre enero de 1922 y noviembre de 1923, a un billón por ciento. En otra escala, Argentina con un 300% de inflación anual, o Bolivia con un 600%. Pero la palma se la lleva Zimbabue que ha emitido billetes de 100 mil millones de dólares que equivalen a un dólar americano. Cabe recordar que no es un país especialmente pobre, ya que cuenta con recursos naturales. Una población de más de 13 millones de habitantes, en el 2013, contaba en su banco central con un depósito de 217$USA.

Los rusos vieron como su moneda en 2014, en menos de un año, perdió la mitad de valor respecto al dólar.

zinbabue

Ser milmillonario en Zimbabue y ser pobre pueden ser la misma cosa

Ninguna moneda es eterna. Es cotidiano oír que un país u otro quiere salir del euro. Nadie puede evaluar las posibles consecuencias del abandono de Reino Unido de la Unión Europea. Incluso a estas alturas no se duda que el dólar colapsará, aunque la clave sea cuando.

Autor:  Germán Vega – Junio 2016

 

Comparte el Artículo enShare on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

2 comentarios en “¿Qué es más rentable: invertir en bolsa o en oro?

  1. Hola a todos. Me encantan las historias que escribis en vuestro blog y los consejos que dais.¿Alguien ha comprado Bitcoins y puede dar su opinion?. Muchas gracias por vuestra ayuda. Llevo tiempo dedicandome a la bolsa, pero estas nuevas tecnologias me sobrepasan 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *